Los ácidos en cosmética, ¿son útiles?

Los ácidos en cosmética, ¿son útiles?

NOTICIAS 12 Febrero 2018

En los últimos años el empleo de los ácidos en cosmética ha experimentado un importante aumento y hoy en día suponen sustancias fundamentales en muchos tratamientos cosméticos.

¿De dónde proceden? ¿Cómo se clasifican?

Los ácidos cosméticos, tienen origen vegetal, químico o animal y se clasifican en varios grupos:

Alfa-hidroxiácidos (AHA) generalmente de origen vegetal

Beta-hidroxiácidos (BHA) de origen químico

 Y un tercer grupo representado por el ácido hialurónico que procede de la cresta del gallo o de bioingeniería a partir de estreptococos.

¿Cómo actúan los ácidos sobre tu piel?

Fundamentalmente, con las variaciones normales dependiendo del tipo de ácido que se emplee, su acción es la renovación de las capas externas de la epidermis. Esto supone una notable mejoría del aspecto de la piel. También se discute la posibilidad de que alguno de ellos pueda estimular la producción de colágeno en capas más profundas.

El empleo de los ácidos, ya sea en tratamientos clínicos o domiciliarios, conseguirá la atenuación/desaparición de las arrugas superficiales. Si las arrugas son medianamente profundas, probablemente la mejor opción sea combinar los dos tipos de tratamiento.

¿Qué ácido escoger según tu tipo de piel?

Si tienes una piel mixta-grasa y/o con tendencia acnéica tus opciones más claras son:

Ácido Salicílico.- Pertenece al grupo de los BHA y puede obtenerse de la corteza del sauce, aunque generalmente es de origen químico. Suele usarse para tratar pieles acnéicas ya que tiene una excelente acción “desatascadora” de poros y produce una exfoliación suave de la piel. A altas concentraciones se emplea en diversas patologías como verrugas o callos. Generalmente es menos irritante que los AHA pero todo dependerá de la concentración a la que se use.

 

Ácido Azeláico.- Sintetizado inicialmente del hongo productor de la pitiriasis versicolor (hongos de la playa) puede obtenerse también del trigo, cebada y centeno. Tiene acción antibacteriana y despigmentante y se emplea en procesos acneicos y como producto de mantenimiento en tratamientos despigmentantes.

 

Ácido Mandélico.- Es otro AHA que se extrae en este caso de las almendras amargas. Tiene acción despigmentante y es efectivo en el tratamiento de pieles acneicas.

Si tu piel, por el contrario, es normal-seca conseguirás una piel espectacular cuando uses:

Ácido Láctico.- se trata de un AHA que deriva de productos lácteos. Posee una acción exfoliante. Este ácido en concreto actúa preferentemente sobre las pieles secas aunque al ser uno de los menos agresivos también es perfecto para utilizar en pieles sensibles.

Por último te reseñamos el grupo de ácidos que pueden usar todos los tipos de piel:

Ácido Hialurónico.- Procede de la cresta del gallo o de la fermentación de cultivos de estreptococos. Su característica fundamental es su capacidad para retener hasta 2000 veces su peso en agua. Esto produce por tanto una excelente hidratación, además de otorgarle un aspecto más turgente en la piel. Perfecto para cualquier tipo de piel.

 

Ácido Glicólico.- Probablemente, junto con el hialurónico, el más popular. Es un AHA que proviene sobre todo de la caña de azúcar y en menor medida de la piña. Su acción fundamental es la exfoliación de las capas más superficiales de la piel, elimina arrugas, atenúa manchas y mejora la penetración de otras sustancias. Mejora la luminosidad y suavidad de la piel y se emplea en todo tipo de pieles, incluso sensibles. En el mundo de la cosmética podemos encontrarlo en concentraciones desde 4% al 20%.

 

Ácido Cítrico.- Deriva de los frutos cítricos y pertenece a los AHA con las acciones propias de los mismos, aunque éste en concreto resulta útil para el tratamiento de estrías. En concentraciones adecuadas, puede ser utilizado en cualquier tipo de piel.

El empleo de los ácidos citados mejorará tu piel desde el primer día, pero si quieres obtener un mejor resultado, consulta antes de iniciar un tratamiento con el especialista que te indicará el más adecuado para tu tipo de piel o tu caso concreto.

Comparte
VOLVER

comentarios de la noticia

Esta noticia no dispone de comentarios. ¡Se el primero en comentar!

 

Déjanos tu comentario sobre este artículo

Todos los derechos reservados © Copyright 2020 Farmética